Page 15 - Cimbra396

Basic HTML Version

septiembre-diciembre 2011 /
pág 15
Cimbra
El segundo seísmo producido a las
18:47:25, que es el más superficial y
el que supera los 5 Mw en Lorca, es
sentido por el personal de la presa
durante 48 segundos, pero registran-
do el acelerógrafo de la presa 10,25
veces inferior al valor de la aceleración
sísmica básica de proyecto, lo que con-
firma que la cerrada no debía y así fue,
verse afectada. No obstante se activa,
de nuevo, el protocolo de inspección
y de conversación con los ingenieros.
Después de este acontecimiento ya
no dormirían esa noche hasta la no-
che del 12 de mayo, ya que se hacían
lecturas de la auscultación y se estaba
atento a las réplicas anunciadas.
En el tercer y cuarto seísmo sentido
a las 22:37:45 de 3,9 Mw y a las 00:16:46
de 1,4 Mw, se actuó de la misma mane-
ra que en los anteriores y concluyendo
que la presa es totalmente segura, no
habiéndose detectado ni la más míni-
ma fisura en el hormigón de la galería
ni humedad en los espaldones. (posi-
bles primeras zonas a afectar)
CONCLUSIÓN
La presa de Algeciras no se ha vis-
to afectada por el seísmo. Destacar la
importancia de un protocolo previo
que nos lleva al año 2004 cuando se
aprobaron las normas de explotación
y el plan de emergencia de las presas
de la cuenca del Segura por parte del
Ministerio de Medio Ambiente. Di-
chos documentos técnicos han de ser
implantados en cada una de las presas
en fase de explotación por la Confede-
ración Hidrográfica del Segura, titula-
res de las infraestructuras hidráulicas.
Las 5 presas del postrasvase Tajo-
Segura están clasificadas como cate-
goría A en función del riesgo poten-
cial que pueda derivarse de la posible
rotura o funcionamiento incorrecto
de una presa, por lo que se debe dis-
poner de un Plan de Emergencia. (ar-
tículo 3.5.1. de la Directriz Básica de
Planificación de Protección Civil ante
el Riesgo de Inundaciones).
A través del mapa de peligrosidad
sísmica de la Norma de Construcción
Sismorresistente, Murcia se rige por una
aceleración sísmica ab≥ 0,12g. Este da-
to se tiene en cuenta, no solo ante la
redacción del proyecto constructivo de
la presa que empleó un período de re-
torno de 5000 años y una aceleración
sísmica básica de 0,20g, sino durante la
explotación al saber perfectamente el
personal el protocolo a seguir sin ne-
cesidad de consulta alguna. Tal y como
indica la Instrucción para el proyecto,
construcción y explotación de presas,
ante un evento de escala de Mercalli de
tipo V o superior (poco fuerte, acelera-
ción entre 10 y 20 Gal, que es el caso del
segundo seísmo con 19,53 Gal), se reali-
zará un reconocimiento cuidadoso de la
presa, filtraciones y niveles freáticos.
La teoría indica, según las recomen-
daciones del Servicio Geológico, que las
grandes presas deben resistir los efectos
de los seísmos más fuertes esperados en
su ubicación, de hasta 0,20 g de acelera-
ción sísmica para períodos de retorno
de 5.000 años. La presa de Algeciras
soportó las cargas sísmicas máximas
históricas (sacudidas sísmicas del suelo
que provocan vibraciones en las cimen-
taciones de la presa, pudiendo entrañar
deformaciones, tensiones, deslizamien-
tos, vuelcos…), cumpliendo así los re-
quisitos de seguridad y con la satisfac-
ción de un trabajo bien realizado.
n
Vista panorámica de la presa de Algeciras.
La presa de
Algeciras soportó
las cargas
sísmicasmáximas
históricas
AGRADECIMIENTOS
Quiero dedicar este último pá-
rrafo a la ciudad de Lorca, a sus
habitantes y a mis compañeros
lorquinos, que han sufrido esta
catástrofe natural en sus vidas y
en la de sus familiares.