CIMBRA· Revista del Colegio de Ingenieros Técnicos de Obras Públicas e Ingenieros Civiles · enero-abril 2015 - page 33

enero-abril 2015 /
pág 33
Cimbra
suponer un foco de infecciones y
contagio.
• En el caso de reasentamientos,
para los afectados supone un
cambio drástico de las condicio-
nes a las que están acostumbra-
dos y en las cuales las prácticas
habituales pueden no ser posi-
bles. En estos casos es importante
acentuar las medidas preventivas.
• Garantizar la disponibilidad de
jabón para todas las familias (250
gr por persona y mes).
• Organizar un sistema de control y
seguimiento de los niveles de ac-
ceso y abastecimiento (demanda
y uso, capacidad de fuente, trata-
miento, campaña de higiene).
En un primer momento se prioriza-
rá la producción y, una vez garantizada,
se trabajará para acortar distancias y
facilitar el acceso.
Se considera que la respuesta in-
mediata se produce en el periodo de
los 3 primeros meses desde el inicio
de la crisis. Durante este periodo, el
objetivo es que la población afectada
tenga acceso al agua potable con una
dotación mínima diaria de 15 litros por
persona y día.
ACCIONES DE RESPUESTA A
MEDIO Y LARGO PLAZO
Pasados los 3 primeros meses y
habiendo logrado suministrar agua
en calidad y cantidad adecuadas, se
debe trabajar con la vista puesta en el
medio y largo plazo para mejorar las
condiciones de acceso al agua, pre-
venir posibles problemas sanitarios
y garantizar el adecuado manteni-
miento de sistemas y equipo.
Buscar la sostenibilidad de la res-
puesta, reduciendo la dependencia
del apoyo externo y enlazando con
los procesos de rehabilitación y de-
sarrollo es clave en la sostenibilidad
del proceso y para que se alcancen
las condiciones de vida anteriores a
la emergencia y la mejora de las mis-
mas.
En el caso de campos de refugia-
dos o desplazados, a menos que se
trate de situaciones claramente tem-
porales, las necesidades de agua irán
creciendo a medida que se norma-
lice la situación. Si se prevé que las
personas desplazadas o refugiadas
no vayan a regresar a sus hogares
de forma rápida, será imprescindible
sustituir los sistemas de distribución
temporales por otros más sostenibles
y fiables.
Toda intervención a medio o lar-
go plazo debe tener en cuenta las si-
guientes consideraciones:
• Mejora de las condiciones de
almacenaje para garantizar
reservas suficientes y facilitar
el control de los piso de de-
manda.
• Mejora de los procesos de tra-
tamiento y búsqueda de las
fuentes que garanticen mayor
calidad y reduzcan de los trata-
mientos (paso de aguas super-
ficiales a subterráneas).
• Mejora de los sistemas de dis-
tribución (garantía de acceso
equitativo, ratios de personas
por punto, distancias, tiempo de
espera para la recolección).
n
Cisterna directamente de la carga en contenedores de la familia. (Inundaciones, Indonesia 2007).
Fuente: Federación
Internacional de Sociedades de la Cruz Roja y Media Luna Roja
Equipo de bladders en ERU de agua en Leogane. (Terremoto Haití, 2010).
Fuente: Álvaro Saiz Miguel / Cruz Roja Española
1...,23,24,25,26,27,28,29,30,31,32 34,35,36,37,38,39,40,41,42,43,...76
Powered by FlippingBook