pág 28
/ enero-abril 2014
Artículos Técnicos
/ Seguridad y salud
Cimbra
dan el paso o deslizamiento de
los trabajadores.”
Y lo dispuesto en el R.D.
486/97
sobre disposiciones mínimas de se-
guridad y salud en los lugares de tra-
bajo en el anexo I, parte A.3.2.c) dice:
2. Las aberturas o desniveles que
supongan un riesgo de caída de
personas se protegerán mediante
barandillas u otros sistemas de
protección de seguridad equiva-
lente, que podrán tener partes
móviles cuando sea necesario dis-
poner de acceso a la abertura. De-
berán protegerse, en particular:
(…)
c) Las aberturas en paredes o ta-
biques, siempre que su situación
y dimensiones suponga riesgo de
caída de personas, y las platafor-
mas, muelles o estructuras simila-
res. La protección no será obliga-
toria, sin embargo, si la altura de
caída es inferior a 2 metros.
En ambas disposiciones legales se
obliga a proteger las caídas de más
de dos metros de altura, pero eso no
significa que podamos definir como
“caída desde altura” a todas aquellas
que se producen al caer desde más
de dos metros, son dos conceptos
diferentes.
1.1. Riesgo de caída desde altura:
consideraciones normativas des-
de el punto de vista de la seguri-
dad laboral
El riesgo de caída desde altura
durante el desarrollo de los trabajos
verticales que conlleva la explotación
de infraestructuras existe, y cuando
se materializa, sus consecuencias son
extremadamente graves, cuando no
mortales, lo cual puede suponer la
imputación legal de responsabilida-
des, para los que las tienen natural-
mente, que podría finalizar en una
condena, con privación de libertad,
inhabilitación profesional, sanción
económica,… y lo que es peor, dolor
de conciencia, también para los que
la tienen naturalmente. A continua-
ción se analiza la normativa que afec-
ta a estos trabajos.
1.2. R.D. 555/1986, de 21 de fe-
brero, por el que se implanta la
obligatoriedad de la inclusión de
un estudio de seguridad e higiene
en el trabajo en los proyectos de
edificación y obras públicas
Con la aprobación del real decreto
555/1986, se obligaba al proyectista,
a partir del 21 de agosto de 1986 (6
meses después de su aprobación) a
incluir Estudios de Seguridad y Salud
en determinados proyectos, concre-
tamente y respecto del contenido de
estos, en su artículo 1.1, dice:
En dicho estudio se contempla-
rán también los sistemas técnicos
adecuados para poderse efectuar,
en su día, en las debidas condi-
ciones de higiene y seguridad, los
trabajos de reparación, conserva-
ción y mantenimiento.
Por lo tanto, aquel proyecto que se
visase o tramitase después del 21-8-
1986 debería disponer de Estudio de
Con la aprobación
del Real Decreto
555/1986 el
proyectista es el
responsable de
elaborar el Estudio
deSeguridad y
Salud
1...,18,19,20,21,22,23,24,25,26,27 29,30,31,32,33,34,35,36,37,38,...77