pág 40
/ mayo-agosto 2013
Artículos técnicos
/
Medio ambiente
Por tanto, va a ser muy difícil
encontrar soluciones estándar que
sirvan para todos los casos, pero
puede conseguirse establecer unos
conceptos generales que ayuden a
conseguir el objetivo buscado.
La primera dificultad radica en
cómo establecer una relación co-
rrecta entre el diseño de las infraes-
tructuras y las características de
los paisajes en los que se insertan,
tratando de valorar la magnitud e
importancia del impacto que tienen
estas infraestructuras en el entorno.
Habitualmente, a la hora de in-
tegrar una infraestructura en su
entorno se implantan medidas co-
rrectoras que tratan de ocultar o en-
mascarar las afecciones visuales de
la misma; pero para conseguir una
integración efectiva de una infraes-
tructura en su entorno se debe su-
perar la tradicional idea de ocultar
o enmascarar la infraestructura, no
quedándonos en una simple ade-
cuación estética.
No se trata, por tanto, de hacer
que la infraestructura pase desaper-
cibida en su entorno, pero tampoco
de lo contrario; cada caso requiere
un estudio singularizado y riguroso
de las características propias de cada
paisaje y de las características propias
de cada carretera, de tal forma que
la integración se puede conseguir en
unos casos por la mimetización de la
obra con su entorno y en otros casos
por contraste entre ambos.
Por otro lado, la incidencia de las
obras de ingeniería en el paisaje es
indudable debido a su vinculación
con el territorio en el que se im-
plantan, siendo las infraestructuras
lineales y, de forma muy especial las
carreteras, unas de las infraestructu-
ras que más incidencia tienen en el
mismo, ya que representan uno de
los medios más importantes por los
que los ciudadanos acceden al pai-
saje, favoreciendo su disfrute y su
conocimiento.
Pero, a pesar de la indudable im-
portancia de la carretera en la rela-
ción de las personas con el paisaje,
ya que, como se ha dicho, repre-
senta el medio principal por el que
se accede actualmente al mismo, el
aumento de las necesidades de los
automóviles en relación con los pa-
rámetros geométricos de trazado,
la ampliación de las dimensiones
de las plataformas para absorber el
creciente número de vehículos que
circulan y los modernos medios
disponibles para la ejecución de las
obras, han ido derivando en una ma-
yor independencia de las carreteras
respecto del territorio atravesado y
la topografía del mismo.
Para evitar esta situación sería
deseable incorporar los estudios de
integración paisajística desde las
primeras etapas de concepción de
un proyecto hasta la construcción
de la infraestructura y su posterior
explotación, estudiando la relación
entre el paisaje y la infraestructura
viaria, para avanzar hacia la integra-
ción de las carreteras en el medio.
Es evidente que las carreteras, por
su carácter lineal, poseen una gran
capacidad de interacción con el pai-
saje, pero no únicamente en un sen-
Existe dificultad
para establecer
una relación
correcta entre
el diseño de las
infraestructuras
y las
características
de los paisajes
en los que se
insertan
1...,30,31,32,33,34,35,36,37,38,39 41,42,43,44,45,46,47,48,49,50,...76