pág 42
/ septiembre-diciembre 2012
Artículos técnicos
/
Contratos de obra
Cimbra
contrato solo actuaba como causa de
resolución a voluntad del contratista,
lo habitual era que, éste no formula-
se oposición, y se llegase a un mutuo
acuerdo entre las partes, por lo que
el incremento del coste como conse-
cuencia de la modificación no tenía lí-
mite. Por ello, han venido siendo muy
frecuentes las modificaciones que re-
basaban ampliamente ese límite con-
tribuyendo también a ello, la práctica,
en muchos casos, de efectuar bajas
considerables en las ofertas e intentar
compensarlas luego con las modifica-
ciones.
LA MODIFICACIÓN DE LOS
CONTRATOS EN EL TRLCSP
La nueva normativa establece que
sin perjuicio de los supuestos de su-
cesión en la persona del contratista,
cesión del contrato, revisión de pre-
cios y prórroga del plazo de ejecución,
los contratos del sector público solo
podrán modificarse cuando así se
haya previsto en los pliegos o en el
anuncio de licitación o en los casos
y con los límites establecidos en el
artículo 107 de la Ley.
En cualesquiera otros supuestos,
si fuese necesario que la prestación se
ejecutase de forma distinta a la pac-
tada inicialmente, deberá procederse
a la resolución del contrato en vigor y
a la celebración de otro bajo las con-
diciones pertinentes que deberá ad-
judicarse de acuerdo con los procedi-
mientos establecidos.
La modificación del contrato no
podrá realizarse con el fin de adi-
cionar prestaciones complementa-
rias a las inicialmente contratadas,
ampliar el objeto del contrato a fin
de que pueda cumplir finalidades
nuevas no contempladas en la do-
cumentación preparatoria del mis-
mo, o incorporar una prestación
susceptible de utilización o apro-
vechamiento independiente.
En
estos supuestos, deberá procederse a
una nueva contratación de la presta-
ción correspondiente, en la que podrá
aplicarse el régimen establecido para
la adjudicación de contratos de obras
complementarias si concurren las cir-
cunstancias que lo permitan.
CLASES DEMODIFICACIONES
En el nuevo régimen legal, tal y
como establecen los artículos 106 y
107 del TRLCSP, cabe distinguir dos
clases de modificaciones a las que, la
Abogacía General del Estado, califica
como modificaciones convencionales
y modificaciones legales.
A) Modificación convencional
Es aquella modificación que
se
prevé en el pliego o en el anuncio
de licitación
. Los requisitos señala-
dos en el artículo 106 TRLCSP a los
que se supedita su admisibilidad y
consiguiente validez son de índole
material y de índole formal.
Como
requisitos materiales
es
necesario:
A) que en el pliego o en el anuncio
de licitación se detalle de forma clara,
precisa e inequívoca las condiciones
en que podrá modificarse el contrato;
B) que se detalle, igualmente de
forma precisa e inequívoca, el alcance
y los límites de la modificación; y
C) que se indique el porcentaje
del importe del contrato al que como
máximo puede afectar la modifica-
ción.
Como
requisito formal
es nece-
sario que, en el pliego o en el anuncio
de licitación, se indique el procedi-
miento que haya de seguirse para la
modificación del contrato.
B) Modificación legal
Es aquella modificación que, de
acuerdo con lo establecido en el artí-
culo 107 TRLCSP,
resulta admisible
aunque no se hubiese previsto en el
pliego o en el anuncio de licitación
.
Esta modificación queda supedita-
da al cumplimiento de los siguien-
tes requisitos:
Lamodificación
del contrato
no podrá
realizarse
para adicionar
prestaciones
inicialmenteno
contratadas
1...,32,33,34,35,36,37,38,39,40,41 43,44,45,46,47,48,49,50,51,52,...78